Votar a los 92

Bolivia

El empadronamiento de ciudadanos bolivianos en el exterior concluye hoy y permitirá a algunas personas sufragar por primera vez, como el caso de Florencia Cuevas, quien a los 92 años votará en Argentina para los comicios presidenciales del 12 de octubre próximo. El derecho a voto de los bolivianos fuera del país fue un reclamo de más de 20 años, particularmente en Argentina.

Consulado boliviano (Argentina)

Florencia Cuevas tiene 92 años de edad. Nació el 8 de agosto de 1922, en Tupiza  departamento de Potosí. Llegó a la Argentina hace 69 años. Empezó a trabajar en la zafra. Tuvo 8 hijos, todos argentinos. De ellos viven cuatro. Como muchos bolivianos no se corrió de ningún laburo. Cosechó uva, aceitunas y otros productos agrícolas.

Es viuda. Tiene una lucidez increíble. Cuenta que nunca pudo votar en ninguna elección porque las autoridades y las leyes, en el pasado, no le dieron esa oportunidad.  El 2009, cuando se dio la primera experiencia del voto de bolivianos en el exterior no pudo empadronarse porque en el lugar de su residencia no hubo registro biométrico.

El 12 de octubre próximo pondrá su primer voto. Esa esa es su esperanza. Por eso, el domingo 8 de junio, se levantó con energía. Y desde su barrio quiso ir a pie hasta el lugar donde le dijeron que están empadronando para votar. Para nada tomo en cuenta el tremendo frío que ya acecha territorio argentino.

Acompañada de su hija y ante el saludo de sus vecinos, llegó hasta el Centro de Residentes Bolivianos en la ciudad de San Nicolás, al norte de la provincia de Buenos Aires, a unos 250 kilómetros de la Capital Federal y a 60 de la capital de Santa Fe: Rosario.

“Con la Nueva Constitución Política del Estado Plurinacional y las nuevas normas, el gobierno del presidente Evo eliminó ese límite y estableció que el voto de los bolivianos sea en todos los países donde hay consulados y embajadas de Bolivia”

En ese lugar de encuentro de los bolivianos se instaló un equipo biométrico del Tribunal Supremo Electoral de Bolivia (TSE), en coordinación con el Consulado de Bolivia en Rosario, para empadronar a los que, voluntariamente, quieren votar para elegir Presidente y Vicepresidente de Bolivia, el 12 de octubre próximo.

Doña Florencia es una de las bolivianas en el mundo que el 2009, no pudo empadronarse porque  sólo una parte de los compatriotas que viven en el exterior tuvo la posibilidad de acceder al registro. La oposición política boliviana, de ese entonces, había condicionado su aprobación del voto en el exterior siempre que el registro de bolivianos no supere el equivalente  al 6% del Padrón Electoral Nacional. Por eso sólo en ciudades grandes de 4 países se permitió el voto. San Nicolás, por ejemplo, había quedado al margen.

Con la Nueva Constitución Política del Estado Plurinacional y las nuevas normas, el gobierno del presidente Evo eliminó ese límite y estableció que el voto de los bolivianos sea en todos los países donde hay consulados y embajadas de Bolivia.

En San Nicolás, no sólo doña Florencia Cuevas, a sus 91 años, ejercerá su primer voto, sino una gran cantidad de bolivianos y bolivianas que migraron a la Argentina, hace medio siglo y pese al tiempo, creen en la democracia y se empadronan con entusiasmo.

Ya habrá otro capítulo para contar y describir la emoción de otros bolivianos que trabajan duro como albañiles, agricultores y comerciantes en las provincias de Santa Fe y Corrientes, lugares a los que llegó también el TSE y el Consulado boliviano asentado en Rosario.

 

Leer artículo aquí