Nuevos espacios contra la discriminación

Ecuador

La Asamblea Nacional aprobó una norma que apunta a combatir la discriminación racial, de género y de otra índole y fortalecer la unidad nacional en la diversidad y la construcción del Estado plurinacional e intercultural. Para ello se crean los Consejos de Igualdad y se derogan leyes referentes a derechos indígenas y de pueblos negros, que quedarían integrados en la nueva legislación.

 

Editorial – El Telégrafo (Ecuador)

Han pasado cinco años para que la Asamblea Nacional cumpla uno de los mandatos de la Constitución de Montecristi. Y aunque hay muchas explicaciones para el retraso, por la complejidad jurídica y operativa para su concreción, también es cierto que se cumple una de las demandas sociales postergadas, particularmente de las organizaciones vinculadas a los pueblos y nacionalidades.

Con este cuerpo legal se crean los Consejos Nacionales de Género, Intergeneracional, Pueblos y Nacionalidades, Discapacidades y de Movilidad Humana.

Evidentemente, con esto se apuntala y concreta una lucha de años para la protección y garantía de los derechos de las personas. Quizá también se abre un espacio de disputa política, pero con un alto grado de participación e inclusión.

La Ley de Creación de los Consejos de Igualdad está ahora en manos del Ejecutivo, luego de que la Asamblea, con 90 votos a favor, la aprobara el martes pasado.

Redacción – El Telégrafo (Ecuador)

La norma es un mandato de la Constitución de Montecristi. Ya en la Carta Magna se establecen principios básicos de su funcionamiento como que el representante del Ejecutivo sea el que los lidere.

Según el proyecto aprobado habrá 5 consejos de Igualdad, cada uno conformado por 10 integrantes, con sus respectivos suplentes.

Las funciones Ejecutiva, Legislativa, Judicial, Electoral y de Transparencia enviarán a sus representantes. Los otros cinco, representantes de la sociedad civil, serán seleccionados por un concurso de méritos.

El Consejo de Participación Ciudadana y Control Social (Cpccs) será el encargado de organizar ese proceso. Ese organismo tendrá 180 días, contados a partir de la entrada en vigencia de la norma, para convocar al concurso.

La principal tarea de los consejos es promover políticas que combatan la discriminación racial, de género y de otra índole, en Ecuador. Deberán “fortalecer la unidad nacional en la diversidad y la construcción del Estado plurinacional e intercultural”.

La asambleísta Zobeida Gudiño fue la ponente de la ley al ser la presidenta de la Comisión de Derechos Colectivos, que elaboró la norma.

Ella aclaró que los consejos no tienen ningún papel sancionador. Podrán receptar denuncias y llevarlas a los organismos competentes, pero no juzgarán.

El artículo 156 de la Constitución establece que los consejos aseguran “la plena vigencia y el ejercicio de los derechos”. Para cumplir su tarea “coordinarán con las entidades rectoras y ejecutoras y con los organismos especializados en la protección de derechos en todos los niveles de gobierno”.

El representante del Ejecutivo, además de presidir el consejo tendrá voto dirimente. Gudiño argumenta que al ser el Gobierno quien emite las políticas públicas son sus delegados quienes deben liderar estos nuevos organismos.

 

Leer editorial aquí

Leer artículo aquí