Trump reforzó el bloqueo a Cuba con nuevas sanciones para su campaña presidencial

El presidente estadounidense, Donald Trump, impuso nuevas sanciones contra Cuba, que afectaron principalmente la importación de alcohol y tabaco desde la isla, además de restringir el alojamiento de turistas en propiedades del Gobierno cubano. El mandatario afirmó que su decisión, enmarcada en la campaña presidencial en su país, es parte de la “lucha contra la represión comunista”. El presidente de la isla, Miguel Díaz-Canel, denunció que las medidas violan los derechos de los cubanos y también de los norteamericanos. 

“Hoy, como parte de la continuada lucha contra la represión comunista, anunciamos que el Departamento del Tesoro prohibirá a aquellas personas que se desplacen hasta Cuba hospedarse en hoteles propiedad del Gobierno cubano”, señaló Trump, quien aseguró además que su objetivo de fondo es “que los dólares estadounidenses no acaben siendo utilizados para financiar el régimen cubano”

Las decisiones del mandatario refuerzan el bloqueo impuesto a la isla y recrudece la relación entre ambos países, dejando de lado por completo la política de diálogo de Barack Obama hacia Cuba en la anterior administración. 

Puntualmente, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Tesoro prohibió a partir del martes a cualquier estadounidense hospedarse, pagar el alojamiento o hacer reservas en una propiedad identificada como del gobierno de la isla.

También quedaron eliminadas las autorizaciones generales de viajes relacionadas con la asistencia u organización de reuniones o conferencias profesionales, presentaciones públicas, clínicas, talleres, y otras competencias atléticas o no atléticas en la isla.

Así, la única licencia general restante para la participación y organización de competencias deportivas en Cuba es la que abarca a atletas o equipos amateurs o semiprofesionales. 

El contexto, con las elecciones a la vuelta de la esquina

El anuncio llegó a 40 días de las presidenciales en Estados Unidos, donde el estado de Florida es un reñido bastión electoral – con 29 votos – y donde hay una importante colonia de cubanos contrarios al gobierno de La Habana. 

Previamente, Trump honró en la Casa Blanca a los veteranos de la fallida invasión de la bahía de Cochinos que intentó derrocar a Fidel Castro en 1961 y recordó también los 40 años del exilio en masa de cubanos hacia Estados Unidos conocido como el éxodo de Mariel. 

“Su cruel y criminal política será derrotada por nuestro pueblo”

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, rechazó de plano las nuevas sanciones impuestas por Estados Unidos. “Su cruel y criminal política será derrotada por nuestro pueblo que no renunciará nunca a su soberanía, agregó el jefe de Estado cubano en esa red social”, escribió en Twitter.

El mandatario lo denunció también en la Asamblea General de Naciones Unidas. Allí, reiteró que el país es un “régimen marcadamente agresivo y moralmente corrupto, que desprecia, ataca al multilateralismo y emplea el chantaje financiero”.

Diaz Canel sostuvo que Washington “militariza el ciberespacio, multiplica la coerción y las sanciones unilaterales contra aquellos que no se pliegan a sus designios y patrocina el derrocamiento por la fuerza de gobiernos soberanos mediante métodos de guerra no convencional”.