La Clementina en manos de los trabajadores

Son 1.600 los trabajadores de la cooperativa que hace más de un mes se hicieron cargo de la estancia La Clementina, que el gobierno ecuatoriano de Rafael Correa incautó al empresario y ex candidato presidencial Álvaro Noboa por una deuda millonaria con el fisco. Ahora, el compromiso de sacar adelante la producción y comercialización de bananas recae sobre los ex empleados, ahora dueños, quienes deben saldar el crédito otorgado por la banca de desarrollo de Ecuador para la compra de la finca. 

La historia de La Clementina, de Noboa a los trabajadores

La historia del más grande latifundio de Ecuador, que acaba de pasar a ser administrado por sus propios trabajadores, antiguos empleados del empresario bananero y ex candidato presidencial Álvaro Noboa. La hacienda fue embargada y rematada a raíz de una deuda millonaria con el Estado por impuestos impagos. Se trata de una medida revolucionaria, ya que se trata de una de las empresas agrícolas de más alta tecnificación del país, que produce 6 millones anuales de cajas de banano.