Proponen un subsidio de emergencia para mujeres que perdieron su trabajo por la pandemia

La secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), Alicia Bárcena, propuso la creación de un “ingreso básico de emergencia” para las mujeres de la región que perdieron su trabajo desde que comenzó la pandemia de coronavirus hace poco más de un año.

La crisis derivada de la pandemia “magnificó” los problemas estructurales de América latina y el Caribe, entre los que se destaca la desigualdad de género, explicó Bárcena, quien remarcó que una gran cantidad de mujeres perdieron sus empleos por encontrarse en sectores de riesgo o por cuidar a seres queridos.

Bárcena precisó que el “ingreso básico de emergencia” costaría unos 15 millones de dólares, equivalentes a 0,3% del producto bruto interno (PBI) de la región, algo que en su opinión “no es mucho”.

La secretaria ejecutiva de la Cepal propuso que el ingreso básico que muchos gobiernos proporcionan a los hogares más desfavorecidos en países de la región se extienda “durante todo este año” o que se cree una “canasta básica digital”, compuesta por un ordenador portátil, un teléfono celular y conexión a internet, un bien “caro” en la región.

“El mundo requiere de una solidaridad más amplia”, pidió la funcionaria.

Al menos unos 20.850.000 casos de coronavirus y más de 660.000 muertes fueron reportados desde el inicio de la pandemia en América latina y el Caribe.