Alternativas al sistema político

Latinoamérica y el Mundo

Con el triunfo de Alexis Tsipras, Grecia ya dijo que no está dispuesta a seguir ciegamente a la banca europea. La firmeza de este nuevo gobierno progresista está operando como estímulo para que otros países europeos vean con nuevos ojos un cambio de rumbo. Las expresiones políticas antineoliberales como alternativas al sistema político encauzaron el descontento popular.

 Editorial- La República (Uruguay) 

Apenas instalado el nuevo gobierno griego, la iracunda reacción de la troika no se hizo esperar y es así que los popes de la Comisión Europea lanzan advertencias, admoniciones y amenazas ante el anuncio que ha hecho el nuevo ministro de Economía en el sentido de que Grecia no está dispuesta a seguir ciegamente los dictados de la banca europea. Es que ya a esta altura, al cabo de cuatro años de recetas fondomonetaristas de austeridad que la troika impuso a Grecia como forma de superar la crisis, esta no se ha superado mientras la deuda creció en forma exponencial.

Pero más allá de las consecuencias que el nuevo rumbo económico habrá de traer al pueblo griego, el triunfo de Tsipras y la firmeza del nuevo gobierno progresista han operado como estímulo para que expresiones políticas antineoliberales en otros países europeos sientan que es posible un cambio de rumbo.

” Pero más allá de las consecuencias que el nuevo rumbo económico habrá de traer al pueblo griego, el triunfo de Tsipras y la firmeza del nuevo gobierno progresista han operado como estímulo para que expresiones políticas antineoliberales en otros países europeos sientan que es posible un cambio de rumbo “

Ayer, precisamente, la madrileña Puerta del Sol se vio inundada por una muchedumbre que acudió a la convocatoria de ‘Podemos’, la agrupación surgida hace un año como alternativa al sistema político y que vino a encauzar el espontaneísmo de “los indignados” canalizando políticamente el descontento popular; en dicha marcha se vieron banderas republicanas y griegas y pancartas en las que se podían leer lemas como “políticos, el pueblo está despertando” o “se os acaba el tiempo ppsoe”.  ‘Podemos’ se presenta como una opción diferente de las que ofrece un sistema político anquilosado e impotente, que se reveló incapaz de dar una respuesta plausible a la crisis de 2011.

Al cabo de un año de su surgimiento como fuerza política orgánica, ‘Podemos’ ha registrado un crecimiento sostenido en las preferencias del electorado y amenaza seriamente la hegemonía que comparten el Partido Popular y el PSOE.

Según una crónica de El País de Madrid, “la dirección de Podemos ha convertido este sábado la movilización convocada en Madrid en un multitudinario mitin para intentar afianzar uno de sus principales mensajes políticos: ‘El cambio es posible’”.

Como para confirmar lo que decimos más arriba en el sentido que el nuevo partido ha sabido canalizar políticamente el descontento, la crónica de J. Jiménez Gálvez y Virginia López de El País señala que “el ambiente de la llamada Marcha del cambio ha sido menos festivo y más político que aquellas movilizaciones de mayo de 2011. La indignación y el hartazgo han sido dos de las notas dominantes”.

 

Leer el artículo aquí