Perú y Bolivia entre los desafíos centrales de Bachelet

Michelet Bachelet heredará dos fuertes conflictos externos con sus vecinos, por lo que la elección de su futuro canciller será clave. Asumirá la presidencia en marzo con el fallo ya emitido de La Haya sobre el límite marítimo con Perú, mientras que se abrirá en abril el proceso en ese mismo tribunal acerca del reclamo boliviano por su salida al mar.

Richard Sandoval – The Clinic (Chile)
El 27 de enero el Tribunal Internacional de La Haya dará a conocer el fallo respecto de la demanda peruana por el límite marítimo con Chile y según altas fuentes de la Nueva Mayoría esta fecha ha gatillado la decisión de la Presidenta electa, Michelle Bachelet, de nombrar a su equipo de colaboradores previo a conocer la sentencia, con el objetivo expreso de que, cuando se haga pública la resolución, ya esté empoderado el nuevo canciller a quien le corresponderá monitorear la ejecución del dictamen.
En las conversaciones que han sostenido dirigentes partidarios con cercanos a Bachelet, se ha transmitido con fuerza el interés por copar el puesto en el Ministerio de Relaciones Exteriores. En el PPD, reconocen que la cartera es prioridad y que tienen nombres para presentar, entre los que destaca el de José Goñi, ex ministro de Defensa en el gobierno de Bachelet. “El PPD tiene candidatos que están para cancillería: José Goñi, Sergio Bitar. El PPD tiene interés allí y tiene nombres, a diferencia de otros partidos”, señala una fuente. La experiencia de Goñi, especializado para enfrentar los desafíos con Perú y Bolivia, lo ponen en la pole position dentro del partido para continuar manejando el área internacional.
Otra tienda que aparece bien perfilada para el cargo es el PS, donde destacan los nombres de Luis Maira y Juan Somavía, quienes también aparecen con chances para ocupar la cartera que será clave en los primeros meses de la segunda administración de Bachelet. Maira, se ha desempeñado como encargado del área de relaciones internacionales de la Fundación Dialoga, según un artículo de revista QuéPasa. Somavía, ex Director General de la OIT, también tiene chances de ocupar Trabajo.
Aunque tanto el Presidente Sebastián Piñera -quien deberá ratificar el fallo-, como Michelle Bachelet -quien asumirá con el tema en plena vigencia-, han sido fieles al discurso de esperar que el Tribunal falle “acorde a derecho”; no se han descuidado los escenarios para enfrentar un fallo adverso en alguno de los tres puntos reclamados: la inexistencia de límites marítimos entre ambas naciones; la impugnación del Hito 1 como inicio de la frontera (reivindicando un punto 260 metros al sur); y el cambio del límite marítimo desde paralelo que cruza el punto donde termina la frontera terrestre, a una línea equidistante tomada desde la frontera.
Pero el próximo dictamen no es el único conflicto internacional que encontrará Michelle Bachelet al asumir el mando, ya que para abril está fijado que Bolivia presente la demanda marítima completa contra Chile, anunciada por Evo Morales el año pasado.
Así, los primeros meses de Bachelet en el poder estarán marcados por el manejo de conflictos externos.
Por su parte Patricio Hales, ex integrante del comando bacheletista, descarta que una situación así afecte el normal funcionamiento del proceso de reformas que comenzará en marzo, donde está planificado el envío de importantes proyectos de ley como el de la AFP estatal y la reforma tributaria: “eso pasaría si esto fuera una novedad, pero todo Chile sabe que aquí va a haber un fallo de La Haya a partir de una reclamación peruana que significa trabajo, tareas y demandas de acción por parte de nuestra cancillería. La novedad la va a constituir los términos del fallo, los matices importantes los darán los términos del fallo”.

Leer artículo completo aquí