“Les aseguro que no habrá impunidad”, AMLO asumió y creó la Comisión de la Verdad para los 43

Ya asumido como presidente de México, Andrés Manuel López Obrador lanzó en su primer día su plataforma de “transformación” e instaló definitivamente una Comisión de la Verdad para esclarecer el caso de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa, una de las manchas más oscuras de la historia mexicana y del gobierno del saliente Enrique Peña Nieto.

AMLO firmó esta mañana en Palacio Nacional el decreto presidencial, en línea con el compromiso que había tomado ante los familiares de los 43 normalistas durante la campaña y luego de ser electo por el 53,19 por ciento de los votos en julio. La nueva comisión se conformará formalmente en 30 días hábiles y estará integrada por los padres de los estudiantes y miembros del gobierno, así como expertos y técnicos profesionales.

“Todo el gobierno va a ayudar en este propósito y les aseguro que no habrá impunidad. Ni en este caso tan triste, doloroso, ni en ningún otro”, subrayó el Presidente ante los padres de los estudiantes del Normal Rural Isidro Burgos, de Ayotzinapa, desaparecidos la noche del 26 de septiembre de 2014.

Al cumplirse cuatro años de la desaparición de los jóvenes y antes de su asunción, los padres de los estudiantes se reunieron con AMLO, un acontecimiento que consideraron “un antes y un después en el caso”, que hasta ahora había estado condicionado por la falta de avances de Peña Nieto.

En ese momento, AMLO se comprometió a crear la Comisión, a no obstaculizar desde el Ejecutivo la investigación y a fomentar la colaboración de todas las instituciones gubernamentales que puedan ayudar a esclarecer el paradero de los jóvenes.

Hoy ratificó esos compromisos, ya investido como presidente. “No nos vamos a lavar las manos. No es decir ya se firmó el decreto y ahí va el proceso a otras instancias, a otros poderes, donde no tenemos nada que ver. Vamos a ser respetuosos de la autonomía de otros poderes, pero este es un asunto de Estado, que nos importa mucho a los mexicanos”, aseguró.

El líder de Morena asumió a la Presidencia el viernes pasado, acompañado por una multitud. Juró este sábado como presidente de México prometiendo “transformar” a la segunda potencia latinoamericana, combatir la corrupción y modificar el modelo “neoliberal”. “Hoy comienza un cambio de régimen político. A partir de ahora, se lleva a cabo una transformación pacífica y ordenada pero al mismo tiempo profunda y radical, porque se acabará con la corrupción y con la impunidad que impiden el renacimiento de México”, prometió ante el Congreso.