“Leales siempre, traidores nunca”, el mensaje de Maduro junto a militares

Tras la sublevación fallida del martes, el presidente venezolano Nicolás Maduro exhortó a las fuerzas a combatir “cualquier golpista” en un acto ante miles de soldados en la Academia Militar en Fuerte Tiuna, en Caracas. «Ha llegado la hora de combatir y dar el ejemplo al mundo y decir que en Venezuela hay una FAN (Fuerza Armada Nacional) consecuente, leal y cohesionada, derrotando intentonas golpistas de traidores que se venden a Washington», indicó el mandatario.

Repitiendo la consigna «leales siempre, traidores nunca», el mandatario señaló que no debe haber temor frente a la obligación de desarmar las conspiraciones de la oposición y Estados Unidos. «Nadie puede tener miedo, es la hora de defender el derecho a la paz», afirmó en la ceremonia en la que -según el gobierno- estaban presentes 4.500 efectivos.

El llamado de Maduro llega tras el alzamiento el martes de un reducido grupo de militares en su contra bajo el liderazgo de Juan Guaidó, autoproclamado presidente interino en enero de este año. Pero la cúpula militar ratificó su adhesión a Maduro y 25 rebeldes pidieron asilo en la embajada de Brasil. «Nadie puede tener miedo, es la hora de defender el derecho a la paz», ratificó hoy Maduro, quien marchó con los oficiales y la tropa dentro de la instalación.

Durante la ceremonia, que fue transmitida en directo por la red social Twitter, el presidente venezolano aseguró que durante la «escaramuza golpista» llevada a cabo por «traidores» hace dos días los rebeldes «sacaron las ametralladoras; no para defender la patria, sino para apuntarlas contra los militares venezolanos y contra el pueblo».

Sus exhortaciones fueron respondidas por el alto mando con expresiones de compromiso. «Venimos a ratificar nuestra lealtad (…) al mando supremo de la Fuerza Armada que es el único presidente, el presidente Nicolás Maduro», señaló el ministro de Defensa, el general Vladimir Padrino.

Padrino, a quien Washington ha ofrecido levantar sanciones para que rompa con Maduro y le dio un ultimátum, denunció que pretenden comprar a los uniformados como si fuesen «mercenarios», y rechazó los intentos de la oposición para quebrar a los militares. «Pareciera que fuera un juego de niños lo que pretenden hacer con la Fuerza Armada», sostuvo el oficial en un discurso.