Van por el Mercosur

Latinoamérica
La República

Si aciertan en su intento de debilitar a los gobiernos progresistas y refundar este mecanismo de integración, el futuro de Uruguay cambiará negativamente en materia económica y perspectivas sociales. En caso de que se confirme la derechización de los países integrantes, comandados por Michel Temer y Mauricio Macri, se entraría en una nueva etapa del neoliberalismo regional.

Editorial- La República (Uruguay)

Querer analizar la marcha del país sentados en el cordón de la vereda es, por lo menos, un grave e ingenuo error que puede poner en peligro el futuro de los uruguayos.

La agresividad que se desató en Brasil contra la presidenta Dilma no es una simple actitud destemplada de un grupo dirigente, sino que también es parte sustancial de una política que apunta a debilitar a los gobiernos progresistas que se fueron construyendo, alentados por la creación del Mercosur.

Todo indica que la derecha va por todo y que se prepara para golpear a ese tratado regional que con marchas y contramarchas, supo navegar con audacia ante nuevas realidades económicas y políticas.

El pasado domingo nos enteramos por LA REPÚBLICA que “Derechas de Argentina y Brasil pretenden refundar el Mercosur”, afirmación con la que se recordó que en la actual coyuntura “ganó Macri en Argentina, Cartes en Paraguay y ahora le hicieron esa jugada a Dilma”.

Si este punto de vista se sigue concretando en la realidad, es posible que América Latina sufra un grave retroceso, lo que puede ser un verdadero acto criminal.

De confirmarse esta apreciación de dos legisladores frenteamplistas como Ruben Martínez Huelmo y Gonzalo Civila, se estaría ante un retorno del neoliberalismo y a una etapa muy anterior a la que se vivía en las horas previas a la firma del Tratado de Asunción.

” Todo indica que algunos dirigentes de los partidos tradicionales están convencidos que deben llegar al extremo de conseguir un desprestigio global de la coalición de izquierdas. Por eso no hay que extrañarse de esta ofensiva local y regional que estamos viviendo, dentro de un proceso de derechización “

Todo indica que si el Mercosur se debilita y si se confirma la derechización de los países integrantes, el futuro de Uruguay cambiará negativamente en materia económica y perspectivas sociales.

Si bien los partidos conservadores del país actúan con más cautela que la de sus vecinos, están trabajando para debilitar al Frente Amplio, tanto a nivel nacional como departamental.

Esta peligrosa política se está expresando con gran magnitud, cuando nos enteramos -por ejemplo- que Maldonado será una fuerte zona de tensiones políticas, impulsadas por los sectores de la derecha del Partido Nacional.

Todo indica que algunos dirigentes de los partidos tradicionales están convencidos que deben llegar al extremo de conseguir un desprestigio global de la coalición de izquierdas. Por eso no hay que extrañarse de esta ofensiva local y regional que estamos viviendo, dentro de un proceso de derechización. Estamos en la etapa previa de algo mucho más grave.

Leer el artículo aquí