Kirchner, mientras tanto

Argentina

María Eugenia Cerutti logra un acercamiento íntimo con las personas que fotografía, como cuando siguió al ex presidente argentino en su campaña hacia la Casa Rosada. “Kirchner”, con imágenes que hizo entre 2003 y 2010, incluye las coberturas de cuatro campañas electorales. En la 14° Feria del Libro de Fotos de Autor, en Buenos Aires, la fotógrafa presentará su libro.

Portada del libro de fotos Kirchner, de María Eurgenia Cerrutti - Foto: Prensa

María Eugenia Cerutti – Latinomérica Piensa 

Las fotos que aparecen en este libro las hice entre 2003 y 2010 e incluyeron las coberturas de cuatro campañas electorales. Todas formaron parte del trabajo que realicé para el diario Clarín, que en aquel momento le destinó una fotógrafa en exclusividad al entonces gobernador de Santa Cruz, Néstor Kirchner. A partir de las necesidades periodísticas y políticas de uno y otro lado, de contar quién era el candidato del que poco se conocía, se generó una relación que permitió mucha cercanía. 

Parte de la experiencia fue acostumbrarme al trato directo y a esa característica tan particular de saltearse el protocolo que tenía Kirchner. “Mañana vamos a la cancha, ¿querés venir?”, me dijo al paso en el despacho de la casa de la provincia, que se había convertido en búnker desde comienzo de 2003. Al otro día, junto al entonces ministro de Salud Ginés González García, los registré en el estadio de Racing viendo una derrota ante Olimpo. Esa imprevisibilidad no se interrumpió durante su mandato. 

En todo ese tiempo no recibí reclamos respecto del material que salía publicado. La única vez que se refirió a una foto fue después de un acto en Santa Cruz, en el que él había hecho sus habituales zambullidas entre la gente. La imagen elegida no tenía que ver con el contacto con los simpatizantes. Se publicó en tapa una foto en la que Kirchner aparecía con los ojos llenos de lágrimas. “¡Me sacaste llorando!”, me dijo serio al día siguiente. “¿Fue así o no fue así?”, argumenté rápidamente. “Tenés razón, fue así”, dijo bajito, como para adentro, mientras seguía hacia otro lado. Con el paso del tiempo, por medio de terceros, supe que algunas fotos les gustaban y otras no tanto, pero nunca más volvió a señalarme nada. Tampoco de parte del diario recibí indicaciones de cómo hacer las coberturas.

” Descubrí que una suma de momentos entre momentos tejen esta narración. Algo así como lo que ocurre entre un suceso importante y otro. Estuve ahí para registrar hechos periodísticos e históricos relevantes y mientras tanto fotografié con la intención de ver al personaje político cuando bajaba la guardia. Alguien que era presidente y también dejaba de serlo “

Siempre cerca estaba Cristina, así que al mismo tiempo fui registrando su ascenso, de Primera Dama a candidata y luego a Presidenta. En el lanzamiento de la campaña en 2007 impuso su impronta a un mundo de poder netamente masculino. De un Kirchner a otro. Tomé fotos suyas espontáneas y posadas: como pareja, como familia y sobre todo en la sociedad política que ambos conformaban. 

Desde que comencé con la extensa tarea de edición que terminó dándole forma al libro hubo dos ejes que se impusieron.

Uno de ellos era el ir y venir de un personaje político al que le gustaba que lo mirasen como a un hombre común. Un tipo largo y atolondrado, que se movía sin ser muy consciente de su cuerpo y estaba permanentemente en acción. El otro, fue la política de derechos humanos, reparadora para muchos y que además me tocaba de cerca por mi historia familiar. 

Una vez terminada la selección, al recorrer las imágenes, descubrí que una suma de momentos entre momentos tejen esta narración. Algo así como lo que ocurre entre un suceso importante y otro. Estuve ahí para registrar hechos periodísticos e históricos relevantes y mientras tanto fotografié con la intención de ver al personaje político cuando bajaba la guardia. Alguien que era presidente y también dejaba de serlo.

Galeria de imágenes


*Fotógrafa. Estudió Ciencias de Comunicación en la UBA. Trabajó en el diario Clarín, participó en los talleres de Estética Fotográfica de Eduardo Gil y fue ganadora del Premio de la Fundación García Márquez con su trabajo “132.000 voltios. El caso Ezpeleta”, editado por La Marca. El libro de “Kirchner” se presentará el próximo sábado 7 de noviembre a las 21 en la 14° Feria del Libro de Fotos de Autor, en Central Newbery, Jorge Newbery 3599, Ciudad de Buenos Aires, Argentina, editado junto a La Luminosa.