Jeanine Áñez usa la “tarjeta bloqueadora de virus”, tildada de fraude

La autoproclamada presidenta de Bolivia, Jeanine Áñez, apareció en un acto público con la “tarjeta bloqueadora de coronavirus”, un dispositivo considerado fraudulento por Estados Unidos y China. La mandataria, quien ya había instado a los bolivianos a rezar contra la Covid-19, ahora apareció con el producto “Virus Shut Out”, que promete tener propiedades para evitar el contagio del virus, aunque su eficacia fue cuestionada por expertos de todo el mundo. 

La tarjeta de fabricación asiática asegura que purifica el aire “eliminando virus y bacterias durante un mes”. El producto contiene dióxido de cloro, una sustancia que es utilizada para esterilizar superficies y, según sus fabricantes, desinfecta el aire que está a su alrededor durante 30 días. Sin embargo, varios países ya advirtieron que se trata de un fraude. 

Esta tarjeta ya es comercializada en Bolivia mediante páginas de Facebook y WhatsApp, con un precio de 120 pesos bolivianos (alrededor de 15 dólares). “Tarjeta esterilizadora espacial de última generación. Purifica el aire, protege 360 grados eliminando virus y bacterias hasta 1 metro a la redonda, usándola colgada al cuello”, dice el anuncio que publicita el collar en las redes sociales. 

Sin embargo, la Agencia de Protección Ambiental (EPA) junto a la Aduana y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP) negaron la entrada a ese país por considerarlo un “producto ilegal”.

Ariane Davison, viróloga e inmunóloga de Hong Kong, lo definió como una “estafa completa” y explicó que el dióxido de cloro podría causar graves daños. “El dispositivo se usa alrededor del cuello, en ninguna parte cerca de la nariz y la boca, que son los portales clave para la infección por Covid-19”, detalló la experta.

“Pero Si acerca el dispositivo a la cara, el ingrediente activo, el dióxido de cloro, podría causar irritaciones graves en los ojos y la piel y quemaduras en la piel, ya que es altamente corrosivo”, agregó Davison.