Evo Morales se está recuperando del coronavirus

El expresidente boliviano, Evo Morales, quien se encuentra internado en una clínica de Cochabamba tras haber dado positivo en coronavirus, habló este martes por primera vez sobre cómo está viviendo su contagio. El líder del MAS informó a través de Twitter que se siente “muy bien” y agradeció las “muestras de solidaridad”. Según contó, está recibiendo plantas medicinales de todo el país para aliviar los síntomas de la enfermedad. 

“Me siento muy bien, bajo control de una junta médica en clínica Los Olivos” tuiteó el líder del Movimiento al Socialismo (MAS) desde donde está internado desde el martes pasado.

“Agradezco de corazón las muestras de solidaridad, las plantas, las medicinas y los mates enviados desde Trinidad, Monteagudo, La Paz, Oruro y Cochabamba. ¡Los bolivianos siempre unidos ante la adversidad!”, continuó Morales. En Bolivia, que afronta una segunda ola de coronavirus, son comunes el uso de plantas medicinales diversas, como el matico, el eucalipto, la manzanilla para infusiones.

El exmandatario (2006-2019) se encuentra internado en una clínica privada en la ciudad de Cochabamba, donde una junta médica se ocupa de controlarlo y hacerle el seguimiento sanitario. Morales contó días atrás que los gobiernos de sus aliados políticos Alberto Fernández (Argentina), Miguel Díaz-Canel (Cuba) y Nicolás Maduro (Venezuela) le habían ofrecido tratamiento en sus respectivos países, pero prefirió quedarse en Bolivia.

El fin de semana, desde la clínica donde es tratado, exhortó a sus seguidores a suspender las campañas de cara a las elecciones del 7 de abril por el rebrote de casos.

El Tribunal Electoral ratificó por ahora la fecha de los comicios, en las que se elegirán gobernadores, alcaldes y concejales municipales, pese a las sugerencias de sectores y expertos de postergar esas elecciones debido al rebrote de la pandemia.

El último balance oficial señaló que en las últimas 24 horas el país sumó 44 fallecidos por coronavirus y el total de víctimas mortales desde el comienzo de la pandemia asciende a 9.680. Asimismo, Bolivia registró 1.550 nuevos positivos, lo que elevó a 188.733 el balance provisional de casos acumulados. Estas cifras se enmarcan en la segunda ola que está sufriendo el continente latinoamericano desde diciembre.