“Estamos muy asustados, nos sentimos en peligro”, la hermana de Marielle Franco tras el triunfo de Bolsonaro

“Sé que como mujer negra, que tuvo una hermana homosexual, hoy estoy en peligro”, afirmó Anielle Franco, hermana de Marielle, la concejala negra del Partido Socialismo y Libertad (PSOL) que denunciaba el racismo, la violencia policial y luchaba a favor de los derechos de las mujeres y de la comunidad LGTB y que fue acribillada el 14 de marzo en Río de Janeiro. Desde la Cumbre Mundial de Defensores de Derechos Humanos, que se realiza en París, Anielle admitió que tiene “mucho miedo” de la actitud que puedan tomar los simpatizantes de Jair Bolsonaro tras  el triunfo del ultraderechista.

Según Franco, desde las elecciones del domingo pasado “ha habido muchos incidentes de violencia en Río”, entre insultos y peleas callejeras potenciadas por el discurso de odio instalado durante la campaña.

Unos días atrás, antes de disputar la segunda vuelta por las elecciones presidenciales, Bolsonaro había dicho que iba a “limpiar” el país de los homosexuales, pobres y negros. “Sí, le tengo miedo. Pero también tengo miedo de la gente ‘normal’, si piensan que se les permitirá portar armas, si piensan que la familia tradicional es superior a cualquier otro tipo de familia y que las familias homosexuales no tienen derecho de existir”, dijo Anielle en una entrevista a AFP.

“Creo que la gente se escondía detrás de sus opiniones, y Bolsonaro les dio derecho a gritar sus tonterías. Entonces sí, estamos muy asustados y nos sentimos en peligro”, agregó.

Según Franco, los simpatizantes de Bolsonaro votaron a un líder que “difunde” el odio y “restringe” derechos. La hermana de la concejala asesinada contó un duro episodio de persecución y discriminación que le tocó vivir hace un par de semanas en una tienda comercial de Río de Janeiro. “Bolsonaro vendrá y ya no tendrás tu lugar aquí”, “Deberías callarte y dejar de hablar de tu hermana”, “Podrías ser la próxima muerta”, “Cállate y regresa a la esclavitud”, fue algunas de las amenazas que recibió en el shopping.

“No sabemos cómo reaccionar, enviamos copias de estos mensajes a abogados. No tenemos medidas de seguridad especiales desde que mataron a Marielle. Sé que como mujer, negra, teniendo una hermana homosexual, estoy en peligro”, agregó Anielle.

La hermana de Marielle, contó también que la Justicia no avanzó con el esclarecimiento del crimen de la concejala y que con el triunfo de Bolsonaro se desvanece su esperanza de encontrar a los culpables. “No creo que a Bolsonaro le importe quién mató a Marielle. Desafortunadamente, parece un crimen perfecto: sin cámaras de vigilancia, sin testigos, la policía no nos dice nada dese hace casi ocho meses”, se lamentó Anielle.