El paquetazo de Lenín Moreno en plena pandemia

El presidente ecuatoriano lanzó un brutal paquete de ajuste que incluye una baja en el salario de empleados públicos, la liquidación de empresas estatales como la aerolínea Tame y el cierre de embajadas y consulados. Dijo que es para hacer frente a «los estragos» del coronavirus.

En un discurso grabado a la nación, el mandatario justificó las medidas de ajuste presupuestario en el impacto de la covid-19 en Ecuador. Señaló que desde que por la pandemia el Estado dejará de percibir 8.000 millones de dólares en concepto de exportaciones y recaudación de impuestos.

El mandatario estima que con estas medidas de ahorro el déficit fiscal para 2020 se reducirá a unos 4.000 millones de dólares, de los cuales 980 millones vendrán de recortes salariales a empleados públicos.

Para «generar un ahorro», la jornada laboral (de ocho horas diarias) del Poder Ejecutivo se reducirá a seis, con lo que también disminuirán los salarios. Los profesores trabajarán una hora menos, decisión que según Moreno «permitirá no desvincular a ningún maestro».

En el sector exterior resolvió cerrar algunas embajadas y oficinas diplomáticas, entre ellas la de Venezuela, Irán, Nicaragua y la Representación ante el Parlamento Andino. A eso se suma la vuelta de 70 funcionarios del servicio exterior.

En relación a las críticas recibidas por haber pagado deuda externa al inicio de la pandemia, el dirigente argumentó que se cancelaron 341 millones, lo que permitió un ahorro de 1.300 millones por intereses, gracias a los cuales se obtuvieron luego 1.400 millones de los organismos multilaterales.

Empresas públicas liquidadas

Lenín Moreno anunció como parte de su paquetazo la eliminación de siete empresas públicas, entre ellas la aerolínea TAME, que entrará en liquidación y solo preservará las rutas que conectan lugares que no tienen alternativas privadas.

Dentro del paquete quedarán eliminadas también empresas públicas como la de ferrocarriles, medios de comunicación y correos. El mandatario no dio detalles sobre si esas empresas serán fusionadas, privatizadas o cómo se llevarán a cabo tales supresiones. Tampoco el tiempo que tomará implementar sus decisiones.

La cuestión de la gasolina

Moreno recordó que el sistema de fijación de los precios de los combustibles no permite a la ciudadanía beneficiarse del descenso de los precios internacionales del barril de crudo y que, para contrarrestar esta situación, se aplicará un nuevo con el que se podrá disminuir el precio de la gasolina Extra y Ecopaís, de 1,85 a 1,75 dólares, y el precio del diésel a 1 dólar.

«Se establecerá una banda que impida que el precio de la gasolina y diésel suban drásticamente si el precio del petróleo sube», indicó el mandatario.

En octubre, Ecuador eliminó millonarios subsidios a combustibles en acuerdo con el FMI, que junto a otros organismos decidieron el año pasado prestarle 10.300 millones de dólares.

Los precios subieron hasta 123% y desataron fuertes protestas lideradas por indígenas, que dejaron una decena de muertos y más de 2.000 heridos y detenidos. El descontento social obligó al gobierno a dar marcha atrás.

Ajuste educativo

Desde hace dos semanas y en medio de la pandemia, estudiantes y trabajadores protagonizan esporádicas protestas por la eliminación de 100 millones de dólares del presupuesto para las universidades, que la Corte Constitucional inhabilitó.

Además, rechazan recientes reformas, que están a consideración del Ejecutivo, como la reducción de horas laborales y de salario para todos los empleados, que precarizarán el trabajo según los sindicatos.