Detenciones ilegales, abusos sexuales y torturas: más de 5000 personas denunciaron violaciones a los DD.HH. durante las protestas

La Unidad de Especializada en Derechos Humanos de la Fiscalía de Chile informó que 5.558 personas denunciaron violación de sus derechos humanos por parte de las fuerzas de seguridad del Estado desde el inicio de las protestas, en octubre del año pasado. Detenciones ilegítimas, abusos sexuales, lesiones con armas de fuego y casos de tortura fueron las violencias más denunciadas. Entre las víctimas hay más de 800 niños, niñas y adolescentes.

El organismo detalló que 4.525 de los denunciantes son hombres y 1.031 mujeres, «mientras que en términos etarios, 4.719 son adultos y 834 son niños, niñas o adolescentes».

Estas violaciones, reveló la Fiscalía, se registraron en todas las regiones de Chile, pero precisó que de estas denuncias 2.650 fueron en Santiago, 776 en Valparaíso y 409 en la región de Biobío.

Sobre la forma en la que fueron vulnerados los derechos, el informe resumió que «las lesiones por armas de fuego suman 1.938 víctimas, de las cuales 285 denunciaron daño ocular. Respecto de los delitos cometidos por agentes del Estado; 4.158 denuncias se relacionan al delito de apremios ilegítimos cometidos por funcionarios públicos; 1.038 corresponden a abusos contra particulares y los casos de torturas son 134″.

El informe confirmó también delitos de connotación sexual contra manifestantes e informa que «según la información entregada por las víctimas al momento de hacer la denuncia, 192 personas habrían sufrido desnudamientos; 67 habrían enfrentado hechos constitutivos de violación o abuso sexual; y 15, amenazas de cometer delitos sexuales en su contra».

Del total de víctimas de acuerdo a la Fiscalía nacional, 4.170 personas han denunciado a Carabineros como responsables de «violencia institucional», y a la fecha, 294 funcionarios de la institución fueron identificados.

Otras instituciones como el Ejército (244), la Policía de Investigaciones (96) y la Armada de Chile (27) fueron denunciados por violación de derechos a los manifestantes desde el 18 de octubre hasta el 30 de noviembre de 2019 en el contexto del estallido social.

«Actualmente existen 38 agentes del Estado formalizados por uno o más delitos», reveló el informe.

La Fiscalía además confirmó que se registraron 31 personas fallecidas en el marco de estas protestas sociales, de las cuales, señalaron que «en cuatro de estos casos, la muerte es atribuible a agentes del Estado, mientras que otras dos personas fallecieron mientras se encontraban bajo custodia en comisarías».

Chile vive desde el 18 de octubre una crisis social y política, con marchas masivas y movilizaciones contras las políticas del gobierno de Sebastián Piñera.

La crisis llevó a Piñera a hacer cambios en algunas políticas de gobierno e inclusive a llamar a un plebiscito que permita cambiar la Constitución, que data de 1980, cuando aún gobernaba el país la dictadura cívico militar de Augusto Pinochet, que duró desde 1973 a 1990.