Descubren en Chile restos de nuevo mamífero de hace al menos 72 millones de años

Una nueva especie de mamífero del Cretácico superior, con una antigüedad de entre 72 y 74 millones de años, fue descubierta en la Patagonia chilena, informó el Instituto Antártico Chileno (Inach). Esta nueva especie, nombrada como “Orretherium tzen”, fue hallada en el Cerro Guido, en la austral región de Magallanes, unos 2.700 kilómetros al sur de Santiago, luego de que fuera encontrada una mandíbula con cinco dientes consecutivos.

El hallazgo se produjo en un lugar que se cree es uno de los reservorios de fósiles de dinosaurios más grandes de la región.

Según investigadores esa zona fue habitada por especies prehistóricas de América y la Antártida que migraron hace millones de años a través de porciones de tierra que estaban bajo el mar y que emergieron tras un descenso de las temperaturas.

“El cerro Guido y el valle del río de las Chinas libera año tras año nuevos secretos sobre los últimos episodios de la Era de los Dinosaurios, en una de las localidades de origen continental más australes del mundo, con una diversidad tal, que está ayudando a comprender la compleja historia de la conexión de Patagonia con Antártica y Oceanía”, indicó el director del Inach y líder del grupo de investigadores chilenos y argentinos, Marcelo Leppe.

El espécimen fue emparentado con otros mamíferos encontrados en la Patagonia argentina.

El buen estado de conservación de los restos “es fundamental para conocer a esta nueva especie mesozoica y extrapolar su información para otros mamíferos encontrados en Argentina y el resto de Gondwana (antiguo bloque continental meridional)”, dijo por su lado el paleontólogo argentino Agustín Martinelli, que participó de la investigación. 

La zona del hallazgo fue destacada por los científicos por poseer un gran potencial, pues “la evolución de los mamíferos durante la Era de los Dinosaurios es aún muy desconocida y cada descubrimiento de una especie nueva es un avance que llama la atención a nivel mundial”, señaló el paleontólogo Alexander Vargas, uno de los coordinadores del proyecto.