Cusco vuelve a celebrar la Fiesta del Sol tras dos años de pandemia

La ancestral ceremonia inca al dios Sol, que congregaba cada 24 de junio a miles de turistas en la ciudad peruana de Cusco, volverá a celebrarse con público en esta edición, tras dos años de pandemia. “En 2020 no hubo Inti Raymi y en 2021 hubo pero sin público. Ahora se realizará el Inti Raymi con el 100% de aforo”, celebró el alcalde Víctor Boluarte.

En la ceremonia del “Inti Raymi” unos actores encarnan a Pachacútec, el forjador del imperio inca, y a su esposa, Mama Anahuarque, quienes llegan a saludar a la plaza principal de Cusco, la antigua capital imperial.

Boluarte indicó que se espera la presencia de más de 60.000 turistas de todas partes del mundo a la festividad que costará entre 70 y 150 dólares. Las entradas podrán comprarse en unas 3.500 localidades del país andino.

“Hay una serie de protocolos que se cumplirán”, agregó Boluarte, incluyendo el requisito de tener aplicadas tres dosis de la vacuna contra el coronavirus. En los años previos a la pandemia llegaban unas 200.000 personas a Cusco para presenciar esta festividad. En esta oportunidad se esperan entre 50.000 y 60.000. 

Cómo es la ceremonia

La festividad, que se remonta al imperio inca que floreció en los siglos XV y XVI, dejó de celebrarse durante la colonia español, pero fue reintroducida en 1944. 

A dos kilómetros de la plaza, en la explanada de la fortaleza de Sacsayhuaman, al emperador y su esposa los esperan en trajes multicolores ciudadanos de los cuatro “suyos” del “Tawantinsuyo” (las cuatro regiones del imperio inca).

Ellos danzan y le llevan lo mejor de sus cosechas, piezas textiles y cerámicas al Inca (emperador), quien es hijo del Sol, según la mitología.

El 24 de junio es el día en que el Sol, después de haberse alejado, vence a la oscuridad y vuelve a la Pachamama (Madre Tierra en quechua). Se trata del solsticio de invierno en el hemisferio sur y para los antiguos incas era la fiesta del Sol o “Inti Raymi”.

Con 33 millones de habitantes, Perú acumula más de 3,5 millones de casos de coronavirus y más de 213.000 muertes.