Derrotar a la derecha sin vacilación

Brasil

Los brasileros no deben cometer el grave error político de dejar que regrese el neoliberalismo porque esa decisión no sería sólo trágica para las fuerzas populares del país. También afectaría directamente a los gobiernos progresistas de nuestro continente porque fortalecería el imperialismo. El mapa geopolìtico global podría sufrir serias modificaciones desfavorables. 

Los alcances de la integración americana

Latinoamérica 

La irrupción de fuerzas populares en el escenario diplomático y económico del continente ha logrado fuertes transformaciones en los últimos años. El fomento de instituciones alternativas a los organismos internacionales hizo que los otros bloques hegemonizados por Estados Unidos perdieran poderío. No obstante, aún queda mucho por hacer para la integración. 

El candidato de los conservadores

Brasil 

La victoria del candidato del Partido de la Social Democracia Brasilera, Aécio Neves, implicaría la vuelta a las políticas neoliberales. Él hace especial énfasis en su equipo económico, que no es más que un reducto de especialistas conservadores del pasado. El objetivo de Neves es responder a las demandas de los empresarios que anhelan un Estado que se involucre menos en la economía. 

Los votos del PSB y de Marina

Brasil                          

Aunque derrotada, se cree que Marina Silva podría cambiar el curso en las próximas elecciones en caso de respaldar a uno de los candidatos. Pero lo que no se tiene en cuenta es que vale más el apoyo de su partido prestado, el Partido Socialista Brasilero, que el suyo propio.  El PSB cuenta con una fuerte bancada parlamentaria, áreas de influencia y una gran estructura partidaria.  

El liderazgo de Evo

Bolivia

A cuatro días de las elecciones presidenciales, las encuestas ratifican que Evo Morales será reelecto en primera vuelta.  En el medio de este clima, el ex Vice Ministro de Minería del actual presidente, Pedro Mariobo Moreno, asegura que evo ganará porque el pueblo confía en su liderazgo. Además, comenta que los candidatos de la derecha fallaron al no unificarse. 

El próximo desafío

Brasil 

En sólo tres semanas el PT, con Dilma Rouseff a la cabeza, tendrá que concientizar a un sector importante del pueblo brasilero de que los avances significativos que se registraron en algunas áreas de la vida social deben ser irreversibles. Es una tarea compleja, aunque necesaria, porque la victoria de Aécio sería un desastre para las clases populares y la integración latinoamericana. 

Las diez claves de Dilma

Brasil

El PT tendrá que ir de nuevo a una segunda vuelta para ganar las presidenciales. Este era el escenario que había previsto su candidata, la actual presidenta Dilma Rousseff, consciente del enorme esfuerzo que significará ganar el ballotage. Su rival será Aécio Neves del PSDB, quien hizo mejor elección de lo esperado. La decepción de Marina Silva. El rol de Lula. Las expectativas en la región.  

El referendo de Dilma

Brasil

Las últimas encuestas indican que Aécio Neves supera a Marina Silva y se dirige a disputar la segunda vuelta con Dilma Rousseff. Ésta parece ser la única novedad en las elecciones de hoy en Brasil, la disputa entre los dos principales candidatos de la derecha por el segundo puesto. Dilma parece haber recuperado los más altos niveles de apoyo popular liderando en cada una de las cinco regiones del país.

A la conquista del sol naciente

Latinoamérica y el Mundo

A pesar de los pronósticos agoreros de organismos y consultoras internacionales sobre las perspectivas de crecimiento, Japón no quiere quedar atrás de los pasos que vienen dando China y Rusia en el acceso a los recursos naturales de la región. El primer ministro japonés Shinzo Abe, junto a una delegación de empresarios, recorrió varios países para aumentar su presencia en la economía latinoamericana.

Entre la izquierda y la derecha

Brasil 

A sólo dos días de las elecciones, los sondeos revelan que la presidenta Dilma Rouseff podría ser reelecta en primera vuelta. Este aumento en la intención de voto al PT se dio por el vuelco rotundo de Marina Silva hacia los proyectos neoliberales. La posibilidad de la segunda vuelta se debilitó. Por sus contradicciones, la popularidad de Aécio Neves creció y los votos de la derecha se dividieron.