Bolsonaro quiere esconder a los muertos por coronavirus

Brasil anunció un cuestionado cambio de metodología para el conteo de contagios y muertes por covid-19 y postergó hasta después de las 22 la publicación del informe diario para que los datos no sean tomados en el noticiero nocturno, el más visto en el país. La Fiscalía dio 72 horas para que el Ministerio de Salud explique por qué se modificó la metodología de divulgación.

La decisión del gobierno federal encabezado por Jair Bolsonaro de dejar de publicar las cifras totales del coronavirus despertó múltiples críticas opositoras. Hasta ahora Brasil es el segundo país con más casos en el mundo, solo detrás de Estados Unidos.

La Cámara de Derechos Sociales y Fiscalización de Actos Administrativos del Ministerio Público Federal abrió un proceso extrajudicial que obligará al ministro interino de Salud, general Eduardo Pazuello, a presentar una explicación formal en un plazo de 72 horas a partir de su notificación.

Con el argumento de evitar “subnotificaciones” e “inconsistencias” del reporte diario de los 27 estados de Brasil, el gobierno retrasó desde el viernes y por tres horas el informe de datos.

El sábado Bolsonaro restringió la publicación de los datos consolidados de casos y muertes por coronavirus y llegó a ser excluido algunas horas del balance de a Universidad Johns Hopkins, un conteo global paralelo al de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Además, el sitio del Ministerio de Salud destinado para la divulgación de los datos estuvo fuera de línea por casi 24 horas. Cuando volvió a operar, el nuevo formato ya no tenía los datos completos y tampoco permitía descargar los archivos con más detalles del acumulado por regiones, estados y ciudades, como se podía hacer antes.

«El Ministerio de Salud adecuó la divulgación de los datos sobre casos y muertes relacionados a la Covid-19», afirmó Bolsonaro en su perfil de Twitter. La declaración del polémico mandatario se conoció un día después de que él mismo dijera a periodistas en el Palacio da Alvorada de Brasilia que con la divulgación del boletín después de las 22 el telenoticiero de la red Globo ya no sería más «TV Funeraria».

El último boletín del Ministerio de Salud, sin datos consolidados del acumulado de muertes, de casos confirmados y recuperados, de contagios en análisis y de las curvas de tendencias, reportó que en las últimas 24 horas se presentaron en Brasil 904 decesos y 27.075 nuevos infectados.

El sábado el boletín recogió 164 muertes y 5.974 nuevos positivos, muy lejos de los 1.005 muertos y 30.830 nuevos casos de los que se informó el día anterior y de los 1.492 decesos y 31.890 positivos de los que se dio cuenta el jueves.