Avance de derechos en Argentina: media sanción para que la violencia de género se integre al Programa Médico Obligatorio

La Cámara de Diputados de Argentina aprobó y giró al Senado un proyecto para incorporar al Programa Médico Obligatorio (PMO) de las obras sociales, prepagas y mutuales provinciales, la asistencia integral de los tratamientos para las víctimas de violencia de género

La iniciativa de la diputada de Córdoba Federal, Alejandra Vigo, fue sancionada con el apoyo 210 votos del Frente de Todos, Juntos por el Cambio, el interbloque Federal, el interbloque Unidad para el Desarrollo Federal y el Movimiento Popular Neuquino. Solo votó en contra el diputado neuquino del Pro Francisco Sánchez y se abstuvo la legisladora del Pro Graciela Ocaña.

El proyecto obliga a las obras sociales y mutuales provinciales brindar la cobertura total de las prácticas preventivas y terapéuticas derivadas de la asistencia a víctimas de violencia de género.

También se incluye a las terapias médicas, psicológicas, psiquiátricas, farmacológicas, quirúrgicas y toda otra atención que resulte necesaria o pertinente.

“Nos estamos ocupando de los problemas reales de las mujeres”, señaló la diputada Alejandra Vigo, quien resaltó que “la violencia no distingue clases sociales, por lo cual es necesario el abordaje integral desde el sistema sanitario”.

“Vengo realmente con la conciencia muy tranquila porque nos estamos ocupando de los problemas reales de las mujeres, de muchas mujeres”, agregó. 

Indicó además que la incorporación del conjunto de prestaciones preventivas y asistenciales asociadas a la violencia de género al PMO cumple con garantizar un abordaje integral, pero sobre todo refuerza la fase preventiva y garantiza acceso universal a la asistencia de forma democrática y equitativa”.

Por su parte, el presidente de la comisión de Salud, Pablo Yedlin (Frente de Todos) aclaró que siempre son muy cuidadosos los legisladores e la comisión a la hora de incorporar una prestación al Programa Médico Obligatorio”.

“Hoy estamos pasando la primera ola de la pandemia por eso hay que agradecer al Gobierno cómo ha sostenido el sistema de salud. Hoy hemos priorizado esta emergencia dentro de la pandemia que es la violencia de género”, enfatizó. 

El detalle del proyecto

Determina que las obras sociales, los prestadores de salud y todos aquellos organismos comprendidos en la presente ley, deberán “articular con las instancias nacionales, provinciales y/o locales que provean programas para la atención de la violencia de género a los fines de garantizar que la atención integral de las víctimas se realice con los parámetros y las indicaciones adecuadas”. 

Otro punto del proyecto es que se obligan a brindar esta cobertura como prestación obligatoria a la Obra Social del Poder Judicial de la Nación, la Dirección de Ayuda Social para el Personal del Congreso de la Nación, las entidades de medicina prepaga (Ley 26.682), el Pami y el Instituto de la Obra Social de las Fuerzas Armadas.