Ataque xenófobo en Chile: manifestantes quemaron las pertenencias de migrantes

Un grupo de personas quemó las pertenencias de varios migrantes durante una protesta que se desarrolló en la ciudad de Antofagasta, al norte de Chile, una zona afectada desde hace más de un año por la crisis migratoria.

Según relataron medios locales, un grupo de manifestantes prendió fuego a diversos objetos de extranjeros que permanecen en el borde costero de esta ciudad, 1.300 kilómetros al norte de Santiago, durante una marcha que reunió a un centenar de personas.

La protesta se convocó para reclamar por el aumento de la delincuencia en la región tras el asesinato de un joven de 16 años el pasado sábado, que fue atacado con un arma blanca.

En este contexto y al grito de “asesinos”, varios de los manifestantes quemaron las pertenencias y objetos personales que ocupaban el paseo marítimo, según muestran varios videos difundidos a través de redes sociales.

No es el primer ataque xenófobo

El pasado septiembre tuvo lugar un ataque similar durante una marcha contra la migración irregular, cuando una turba de manifestantes quemó las carpas y las pertenencias de un grupo de migrantes en Iquique (también al norte), episodio que fue ampliamente repudiado.

Antofagasta e Iquique, las principales ciudades después de cruzar las fronteras de Perú y Bolivia con Chile, experimentaron en el último año una masiva entrada de migrantes que a menudo acampan en el espacio público.

Según las autoridades regionales, estas ciudades vivieron además una escalada de episodios de violencia y presencia de bandas de crimen organizado.

Según datos de la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur), cerca de 500 migrantes cruzan diariamente “tras varios días sin comer, con deshidratación, hipotermia y mal de altura”.

En Chile hay 1,4 millones de migrantes, lo que equivale a más del 7% de la población, y los venezolanos son los más numerosos, seguidos de peruanos, haitianos y colombianos.