Afganistán: gobiernos de la región manifestaron su preocupación por los derechos de las mujeres y niñas

Cuatro día después de la toma de poder de los talibanes, diez países de América Latina suscribieron una declaración conjunta en la que dicen estar “profundamente preocupados por las mujeres y niñas afganas, su derecho a la educación, al trabajo y a su libertad de circulación”.

“Hacemos un llamado a todos los que estén en posición de autoridad a lo largo de Afganistán para garantizar su protección”, agrega el texto, firmado por Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador,vHonduras, Guatemala y Paraguay. 

Durante su gobierno (1996-2001), los talibanes prohibieron a las niñas asistir a la escuela, impidieron a las mujeres trabajar o salir de sus casas solas sin un acompañante, y castigaron con la lapidación o latigazos a las acusadas de adulterio.

La rigurosa interpretación de la sharia (ley islámica) los condujo a establecer una policía religiosa para suprimir los “vicios”.

Ahora, los talibanes, en pos de dar una imagen de moderación y cambio, se comprometieron a “dejar trabajar a las mujeres” pero “respetando los principios del islam”, sin dar más precisiones.

La comunidad internacional ya encendió las alertas.

Las mujeres y niñas afganas, como todo el pueblo afgano, merecen vivir sin peligro, seguras y con dignidad. Cualquier forma de discriminación y abuso debe ser prevenida. Nosotros, como parte de la comunidad estamos preparados para proveer ayuda humanitaria y apoyo, para asegurar que sus voces sean escuchadas”, continúa el comunicado al que también suscribieron Albania, Austraia, la Unión Europea, Macedonia del Nortel Nueva Zelanda, Noruega, Senegal, Suiza, el Reino Unido y Estados Unidos. 

Además, el grupo de países adelantó que se ocuparán de “monitorear de cerca que cualquier gobierno futuro garantice los derechos y las libertades que se han convertido en una parte integral de la vida de mujeres y niñas en Afganistán en los últimos 20 años”

Costa Rica les abre las puertas

Costa Rica, por su parte, ya anunció que recibirá a mujeres que huyen de Afganistán en busca de refugio, por temor a que sus derechos no sean respetados 

“Costa Rica decidió abrir sus fronteras y servirá como un puente humanitario para las mujeres afganas que buscan refugio. Tomamos las acciones necesarias, dentro de nuestro ámbito de acción, para salvaguardar la vida y el bienestar de las mujeres y niñas”, resaltó la vicepresidenta Epsy Campbell.

Los talibanes recuperaron el poder en Afganistán, tras ser depuestos en 2001 en una invasión encabezada por Estados Unidos, que está retirando sus tropas de ese país.

Debido al brutal historial de derechos humanos de los talibanes, decenas de miles de afganos intentan huir del país, en medio de la conmoción de la comunidad internacional.